Escudo de la República de Colombia
A- A A+

Casi cuatro mil individuos entre árboles, palmas y arbustos conforman la colección Arboretum y Palmetum de la U.N. Sede Medellín; una mancha de bosque que sobrevive en la ciudad y que recientemente fue designada con el nombre de León Morales Soto, su principal precursor y defensor, por el Consejo de Sede.

  • Para concluir el reconocimiento se plató un árbol de la especie Pachira Sessilis que en adelante enriquecerá la variedad de la colección.

    Para concluir el reconocimiento se plató un árbol de la especie Pachira Sessilis que en adelante enriquecerá la variedad de la colección.

  • El profesor León Morales Soto es ingeniero forestal y profesor jubilado de Dendrología y Silvicultura Urbana.

    El profesor León Morales Soto es ingeniero forestal y profesor jubilado de Dendrología y Silvicultura Urbana.

  • El homenaje se realizó durante el V Congreso Colombiano de Estudiantes en Ciencias Forestales.

    El homenaje se realizó durante el V Congreso Colombiano de Estudiantes en Ciencias Forestales.

    Como un reconocimiento a la labor de Morales en el Acta 10 del Consejo de Sede, fechada el 10 de junio de 2016, quedó consignado que la decisión fue tomada “en homenaje al ilustre ingeniero forestal y profesor del Departamento de Ciencias Forestales, incansable sembrador y quien ha sido su precursor desde 1986, reconociendo su perseverancia en crear un bosque dentro de la ciudad con fines pedagógicos investigativos y ornamentales”.

    En 1986, cuando inició la colección, varios profesores y estudiantes se vincularon a la idea, entre ellos destacó el profesor Morales Soto quien la defendió y alimentó hasta consolidarla al punto que hoy es reconocida como un referente a nivel nacional y latinoamericano.

    A propósito, la profesora Ángela María Vásquez, recordó las eternas peleas de Morales con las cabras que desperdigadas por el campus se comían las nuevas plántulas y resaltó que Leoncio, como cariñosamente llama a Morales, fue siempre el más comprometido.

    “Cuando yo apenas empezaba la carrera empezó esta colección con el esfuerzo de todo el mundo: estudiantes, conocidos, parientes, todos queríamos enriquecer el campus pero en el fondo el único que luchó realmente por esta colección fue León y por eso lo que logró fue sembrar el Arboretum Palmetum en cada uno de nuestros corazones”, contó Vásquez.

    Sorprendido por la distinción el profesor agradeció el gesto y entregó a las actuales generaciones la responsabilidad de proteger el Arboretum y Palmetum y de continuar la labor que se emprendió hace ya 30 años. “Me hace feliz haber dejado una imagen positiva en los estudiantes y en quienes me han conocido, ralamente los que merecen el homenaje son los árboles, ellos fueron los que se lucieron. Pero para mí es un honor y me motiva a seguir dando lo mejor de mí”, dijo Morales. 

    El Arboretum y Palmetum de la Sede se ha consolidado, también, gracias al apoyo de entidades como el Jardín Botánico Joaquín Antonio Uribe y el Municipio de Medellín. 67 familias botánicas, 270 géneros, 412 especies y 3798 ejemplares conforman la colección que convierte a la U.N. en un pulmón verde entre la selva de asfalto y polución.

    Los integrantes de la Asociación de Estudiantes de Ingeniería Forestal de la Universidad Nacional (ASEFORUN), se vincularon al homenaje y para ellos fue el mensaje final del profesor Morales:

    “Cuando uno sobrevuela Medellín este campus es una mancha verde absolutamente hermosa; los colores, las texturas, toda esa franja que se alcanza a percibir desde el aire y que viene desde el Cerro El Volador y se extiende hasta la autopista norte, ese es el campus de la Universidad Nacional de Colombia Sede Medellín que es de lo poco que queda interesante, representativo y funcional de árboles en la ciudad y que debe ser cuidada. Esa tarea les corresponde a ustedes”, expresó.

    (FIN/CST)

    5 de agosto del 2016