Escudo de la República de Colombia
A- A A+

En la Universidad Nacional de Colombia Sede Medellín se analizó recientemente el cristianismo desde la mirada de Michael Foucault, filósofo e historiador francés, quien reflexionó en torno a instituciones sociales, psiquiatría y sexualidad humana, entre otros temas con los que impactó en su época y consolidó su obra como una de las más importantes del siglo XX.

  • "El cristianismo y la historia del presente: una analítica desde Michel Foucault", fue el tema abordado por el profesor Gonzalo Soto Posada .

    "El cristianismo y la historia del presente: una analítica desde Michel Foucault", fue el tema abordado por el profesor Gonzalo Soto Posada .

  • Gonzalo Soto Posada ha sido profesor de la Universidad de Antioquia y de la Universidad Pontificia Bolivariana.

    Gonzalo Soto Posada ha sido profesor de la Universidad de Antioquia y de la Universidad Pontificia Bolivariana.

  • Foucault combina historia y filosofía, útil para entender el presente.

    Foucault combina historia y filosofía, útil para entender el presente.

  • Profesor Alberto Castrillón Aldana, coordinador de la Cátedra Transversalidades entre Ciudad y Universidad.

    Profesor Alberto Castrillón Aldana, coordinador de la Cátedra Transversalidades entre Ciudad y Universidad.

    Uno de los conceptos del teórico es la resistencia, relativa al poder. Traer los pensamientos de Foucault al presente es fundamental porque esa noción se ha entendido como el sentido de las revoluciones hacia el socialismo, y él fue un crítico de ello.

    Así lo dijo Gonzalo Soto Posada, filósofo y doctor en Filosofía de la Pontificia Universidad Bolivariana y la Pontifica Universidad Gregoriana (de Roma, Italia), invitado a la Cátedra Transversalidades Entre Ciudad y Universidad.

    Refirió que el autor no plantea que esa sea la única alternativa que queda para resistir al capitalismo, sino varias formas, entre ellas el coraje de decir la verdad.

    Y es que según Foucault tras todo poder hay una resistencia. En el libro Omnes et singulatim menciona que, destruir con resistencia ético – estética más que política el poderío pastoral del cristianismo, es hacer de la vida una obra de arte y de la ética una estética de la existencia como cuidado de sí.

    “Hay que resistir. Lo que pasa es que Foucault plantea los modos de resistencia no como una universalidad sino con particularidades históricas. Entonces son oportunos, convenientes y adecuados según las circunstancias. Una vez puede ser un paro, una resistencia ético – estética u otra simplemente el silencio; hay muchas alternativas”, aseguró Soto Posada.

    La analítica del cristianismo que se desarrolló en la conferencia se basó en tres textos de Foucault: Omnes et singulatim, hacia una crítica de la razón política; Las confesiones de la carne y El gobierno de los vivos.

    A partir de ello el conferencista sacó a colación otras percepciones del autor, entre ellas lo que nombra como dirección de consciencias, las cuales convierten al pastor en la razón económica, política y social de la fundamentación de Occidente.

    Así, “el cristianismo crea una concepción del poder maquiavélico desde el sentido de máquina terrible de vigilar, castigar y dirigir consciencias” y, en consecuencia, fundamenta paradigmas para efectos de controlar el saber, el poder, el creer como ejes de toda cultura que “ha olvidado el poder del amor y se ha convertido en amor del poder”, añadió Soto Posada.

    Traer el pensamiento de Foucault al presente

    El objetivo de la Cátedra es acercar la Universidad a la ciudad mediante diálogos sobre asuntos importantes para el desarrollo de sus habitantes y que permita afrontar problemas que se presentan en la cotidianidad.

    En ese sentido, para el profesor de la Facultad de Ciencias Humanas y Económicas y coordinador de la Cátedra, Alberto Castrillón Aldana, traer el pensamiento de Foucault al presente “es fundamental en tanto permite comprender cómo el cristianismo establece relaciones con la verdad, con los otros y con la constitución de un sujeto moral y ético”.

    (FIN/KGG)

    3 de abril del 2019