Escudo de la República de Colombia
A- A A+

Desde que era estudiante de Ingeniería Mecánica, José Alejandro Posada Montoya era un emprendedor: ensamblaba y vendía computadores a sus compañeros. “Me acuerdo que al primer cliente que tuve le dije que ya había vendido muchos equipos. Así empecé con esto del emprendimiento”, contó a algunos estudiantes a propósito de La Feria del Emprendimiento Minas Emprende, que se llevó a cabo recientemente en la Facultad de Minas.

Su pasión por los aviones lo llevó a especializarse en esta área y después de culminar el doctorado en Ingeniería Aeroespacial en West Virginia University, regresó al país con la idea de montar una empresa de aviones eléctricos. “al ver que no había recursos ni apoyo para este proyecto, decidí empezarlo desde más abajo, convirtiendo motos y bicicletas a eléctricas y monté la empresa Viaja Verde que ya lleva un año en actividad”, relató el gerente de la firma.

Verdéate.com, una compañía de aproximadamente cinco años, es otra iniciativa de emprendimiento que nació de tres ingenieros de la Universidad. Sebastián Bustamante, uno de los líderes, explicó a los estudiantes emprendedores que el dinero no deber ser nunca un obstáculo para sacar adelante los sueños.

“Nosotros nos hemos topado con muchas cosas, siempre existe el paradigma de que el dinero es el principal obstáculo pero no, el dinero es mucho y está ahí afuera. Lo más difícil es encontrar una necesidad y crear un producto. La competencia tampoco puede ser un impedimento porque es algo que necesitas para crecer y validarte en el mercado, te mantiene vivo y reinventándote. Yo creo que el principal obstáculo de un emprendedor es mantener la motivación”, dijo el ingeniero. 

De motivación y constancia para hacer realidad ideas, sueños y proyectos sabe bastante Juan Sebastián Sánchez, un estudiante de décimo semestre de Zootecnia que junto a su mamá, Blanca Zuluaga, creó Café Santa Loma. La idea, que surgió en 2011, se materializó gracias al trabajo constante y a los esfuerzos de ambos.

“Ya comenzamos  con la comercialización del café en grano, tenemos paquetes de libra y de cinco libras en calidad excelsa. Lo más difícil para mí de ser emprendedor como estudiante ha sido poder sacar tiempo para una y otra actividad: el trabajo y el proyecto además de responder académicamente, pero he sabido sopesar las cargas”, expresó Juan Sebastián. No obstante, reconoce que el programa UNemprende ha sido de gran ayuda porque les ha permitido dar a conocer la marca.

Durante la feria, organizada por la Dirección de Bienestar Universitario de la Facultad de Minas y el Programa de Fomento al Emprendimiento UNemprende, empresarios exitosos y pequeños emprendedores pudieron compartir experiencias. De ahí la importancia de este tipo de ferias que, según Juan Sebastián Sánchez, “está dada en el apoyo y en la motivación a los jóvenes para que no tengan que salir a buscar trabajo sino que desde sus iniciativas puedan fortalecerse y llevarlas a cabo”.

A propósito, José Alejandro Posada Montoya, de Viaja Verde, manifestó que es importante que los estudiantes aprovechen las oportunidades que actualmente existen para el emprendimiento. “En Medellín se están dando las condiciones para facilitar el emprendimiento, este es un camino muy difícil, tal vez el más difícil, porque hay que construir algo que uno tiene en una idea y volverlo realidad, ahora hay una cultura que está motivando el emprendimiento desde la capacitación y la consecución de recursos y eso es muy positivo”.

Finalmente, el ingeniero Sebastián Bustamante, galardonado con el premio Innovadores de las Américas en la categoría Medio Ambiente por Verdéate.com, comentó a los estudiantes que “la universidad implica explorar los 360 grados que nos constituyen como personas, por eso la recomendación es a salir de las aulas y a explotar todas las alternativas que ese universo les brinda”. 

 

09 de junio de 2015